¿Habéis oído ya esa frase que se está poniendo tan de moda que dice que los CV en papel ya no sirven, que la presencia online es lo que miran las empresas?

Pues una forma de tener “controlado” tu perfil profesional en Internet sin necesidad de tener una web propia es la red social LinkedIn.

Me sorprende que sabiendo esto, aún haya mucha gente que no tiene un perfil en LinkedIn. Para ellos quiero escribir hoy cómo funciona esta red social y cómo conseguí yo convertir mi perfil en “estelar”.

¿Qué es LinkedIn?

LinkedIn es una red social orientada a las empresas, profesionales y trabajo en general. No te equivoques, no es una app para buscar empleo (aunque también cuenta con un apartado donde buscarlo).

Esta red social parte de los perfiles de cada profesional que se registra en ella, donde muestran sus experiencias, formación y destrezas, para ponerlos en contacto con empresas o profesionales.

¿Para qué es útil un perfil en LinkedIn?

LinkedIn es la red social por excelencia para aquellos que quieren generar marca personal. Si no sabes de qué va esto de la marca personal hay mucha más información sobre el tema en mi blog.

Estos son algunos de las ventajas de tener un perfil en LinkedIn:

  • Te da visibilidad como profesional y facilita que te encuentren empresas que busquen personal o posibles clientes
  • Te ayuda con el SEO de tu marca personal. ¿Habéis probado alguna vez a buscaros a vosotros mismos en google para ver qué sale antes y qué no sale? Si no tenéis web propia posicionada, seguramente aparezca vuestro perfil en Facebook o en LinkedIn de los primeros.
  • Puedes mostrar mucho más tus cualidades diferenciadoras que en un cv ordinario. En LinkedIn es más fácil que se note tu pasión por tu trabajo.
  • LinkedIn ofrece herramientas que te posibilitan las relaciones de networking interactuando con otros profesionales en grupos

Cómo empezar en LinkedIn

Lo primero y más obvio es registrarse en la red social. Para crear tu cuenta:

  • Ve a la página de inicio de sesión de la red social
  • Pon tus datos y pulsa “únete ahora”

Más fácil imposible. Eso sí, ten en cuenta que es un perfil profesional… Cuidado con la foto de perfil que pones.

  • Procura que se te vea bien la cara, sin accesorios como gorras o gafas de sol
  • No poses como lo harías en Instagram, mejor una foto seria o con una bonita sonrisa
  • Mejor que no sea de cuerpo entero, como mucho de cintura para arriba
  • Elige una foto donde no salga nadie más
  • Cuida el fondo, que no haya nada raro y a poder ser que no distraiga la atención

Las medidas de las fotos en LinkedIn son las siguientes:

  • Foto perfil: 400 x 400 px
  • Cabecera: 1584x 396 px
  • Imágenes en los posts: 520 x 320 px

Ahora vamos a ponernos manos a la obra con el perfil, paso a paso:

  1. Lo primero que verás será el titular. Aquí deberás poner a qué te dedicas y, si es posible, utiliza palabras clave (o, mejor dicho, palabras con las que quieres que te encuentren).
  2. En segundo lugar, aparecerá tus datos básicos como en un CV, simplemente rellénalos e intenta no dejar ninguno en blanco.
  3. Al hacer click en el icono del lápiz que aparece en “información de contacto” podrás cambiar la URL de tu perfil, te recomiendo que sea de este tipo: linkedin.com/in/nombreapellidos
  4. El extracto que aparece justo debajo de la información de contacto es una pequeña descripción de ti en la cual puedes incluso subir archivos multimedia. Procura que no esté vacío y habla sobre ti como profesional: a qué te dedicas, tu sector, qué servicios ofreces (si los ofreces),etc. Como contenido multimedia puedes añadir tu portafolio, archivos pdf, vídeos o fotos de tus proyectos, lo que consideres más relevante y digno de mostrar.
  5. Debajo del resumen de tu perfil verás otros elementos que puedes (y deberías) rellenar lo máximo que te permita tu trayectoria como profesional, como son: experiencia, formación, aptitudes, logros (publicaciones, certificaciones, cursos, idiomas, proyectos…)

Potencia tu perfil en LinkedIn para aparecer en más búsquedas y convertirte en perfil estelar

Igual que Facebook, LinkedIn no deja de ser una red social y, como tal, puedes postear contenidos. Solo tienes que recordar que aquí tu tono deberá ser más formal que en Facebook o twitter y deberás ofrecer contenidos relacionados con tu sector de profesión para llegar a las personas que de verdad te interesa que te vean.

Para empezar, puedes buscar a gente con la que te interese tener contacto, pueden ser antiguos compañeros de la universidad, de trabajo, antiguos jefes, gurús del sector, gerentes de empresas que te gusten, etc. Pero siempre procura que tengan relación con tu profesión, para seguir a toda clase de personas ya está tu twitter personal.

Una vez que encuentres a esas personas con las que quieres conectar en esta red social, personaliza las invitaciones para conectar, eso le dará un aspecto más humano y diferencial que ayudará a que los demás también quieran conectar contigo.

Sé activo, comenta, recomienda, publica en todas las opciones de contenido que te ofrece LinkedIn y únete a grupos de tu sector para compartir tus novedades con otras personas, observar las de los demás y generar interacción con ellos.

Si quieres aprender mucho más sobre cómo potenciar tu linkedin, ya sea tu objetivo el de encontrar trabajo o encontrar clientes/socios para tu negocio. Te invito a pasar por mi web www.paolasilvacm.com donde acabo de lanzar talleres para potenciar esta red social como un profesional.

También puedes visitar mi canal de youtube e iniciarte en LinkedIn con mi curso gratuito.

Hasta aquí por hoy y, como siempre digo, ¡nos vemos en las redes!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.