El mundo de las páginas web se ha democratizado y hoy en día ya es posible para cualquier persona construir una web más o menos funciona. Esto ha sido gracias al avance de la tecnología y la programación que han desarrollado herramientas sencillas y potentes que evitan que tengas que programar. Así, en los últimos años han aparecido plataformas con WordPress, Blogger, Wix, 1&1, Drupal, etc… que te permiten fabricar una web sin tocar código.

En el argot de este mundillo se hace una clara diferenciación entre «niveles» de diseñador web:

  • Implementador web: es una persona que conoce el entorno web, sabe crear páginas a partir de plataformas con las mencionadas anteriormente y aplica las herramientas que éstas le brindan. Sus trabajos están limitados por las herramientas y plugins que conoce. Puede montar una página a partir de una plantilla y añadirle funcionalidades que ofrezcan los plugins disponibles. Normalmente, si les pides un cambio en la web predefinida por el tema se negarán (o dirán que no se puede).
  • Programador web: además de conocer las plataformas web puede meterse en sus entrañas y trabajar con el código. Esto abre las posibilidades de personalización y de conseguir una web que se adapte por completo a nuestros requisitos. Este es un nivel superior de diseñador web y requiere de conocimientos avanzados de programación y experiencia en cada plataforma. Todo esto hace que el precio hora de un programador web sea más alto.

Hablaremos de las diferentes calidades de páginas web en el entorno WordPress ya que es el más utilizado y en el cuál nos especializamos.

¿Qué puedes esperar de una web de menos de 200€?

Normalmente este tipo de páginas las realizan usuarios sin demasiada experiencia. Un primo o amigo que sabe de informática y nos echa una mano o una persona que quiere sacar algo de dinero haciendo webs.

Si coges una plantilla de WordPress, le quitas las imágenes y textos por defecto y le pones tu contenido, es lo que obtienes en la mayoría de los casos. No esperes secciones de más (ni de menos, a veces). La plantilla será además alguna gratuita, porque las de pago suelen venir con constructores web más complicados de utilizar.

Los problemas más comunes que tienen estas páginas son, por ejemplo de adaptabilidad web, ya que los temas gratuito no suelen estar bien terminados. También suelen descuadrarse partes de la página por textos largos o fotografías de proporciones diferentes. Por último, es muy probable que descuiden el tema legal: aviso de cookies, formularios que cumplan el RGPD o la política de privacidad.

¿Cómo es una web de precio intermedio ~600€?

Es un precio decente para una página web corporativa. Deberías tener un diseño moderno (un tema premium o un diseño a medida con un constructor web), buen funcionamiento en todos los dispositivos. Además podrías poder pedir cambios estéticos en el diseño de la web. Estos cambios se suelen hacer mediante el constructor web o con CSS. Para quién no lo conozca, este «lenguaje de programación» se usa únicamente para la maquetación y diseño web. Si un tema no permite cambiar una fuente, color, tamaño o disposición de algún elemento siempre se puede modificar con CSS.

También tu web debería tener configuraciones y plugins que le den un valor añadido. Por ejemplo el famoso Yoast SEO. El plugin más conocido para optimizar el SEO en WordPress. Se suele pensar que con instalarlo es suficiente pero nada más lejos de la realidad. Hay que configurarlo para cada proyecto específicamente y aprovechar sus ventajas como la creación de un sitemap personalizado o elegir las páginas concretas que queremos indexar con títulos y descripciones a medida.

Webs por encima de 1000€

Generalmente una tienda online suele partir de esta cifra. También una página con funciones hechas a medida como sistemas de inscripción a actividades personalizados, automatizaciones hechas con código, diseños profesionales con estudios de usabilidad e imagen de marca, una página con contenido específico para posicionarse en base a un estudio de mercado previo o una herramienta de gestión de clientes hecha a medida.

Cuando haces una inversión de este tipo no pueden decirte que algo no se puede hacer (dentro de las posibilidades de la informática). Casi todo es posible pero cuesta tiempo, trabajo y dinero.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.