En el número anterior os hablaba de las 6 tendencias imprescindibles para este otoño-invierno, y hoy vengo a daros algunos ejemplos de cómo combinar o cómo llevar esas tendencias en nuestro día a día, con 3 outfits diferentes.

  • Estampado de animal: ya sea de serpiente, cebra, o tigre como es por el que yo me he decantado en esta ocasión. Al ser un estampado llamativo, lo más fácil -y algo que siempre va a ser un acierto-, es combinarlo con prendas lisas y de colores neutros, como son el negro, blanco, beig o gris (dependiendo de los colores de nuestro animal print). Hoy por ejemplo elegí una falda estilo pareo, de largura midi aunque más corta por delante, y opté por combinarlo con negro, en este caso un jersey negro y unas sandalias negras. Así todo el protagonismo de nuestro outfit se lo va a llevar la falda con su estampado. 

  • Estampado de cuadros: este año los cuadros van a invadirnos, los veremos estilo príncipe de gales o más pequeños, cuadros de todos los tamaños, todos los colores y todos los estilos. Dependiendo de la prenda que queramos usar y de los cuadros que tenga podremos darle un estilo diferente. Como sabéis, algo que nunca falla es mezclar un estampado (sea cual sea) con un color neutro y liso, será un acierto seguro, por lo que en esta ocasión podemos hacer lo mismo, por ejemplo si tenemos un pantalón de cuadros en tonos rojos, podemos combinarlo con una camisa blanca y estaremos ideales. Para la propuesta que os quiero enseñar, elegí este vestido camisero de cuadros en tonos verdes. Es una idea fácil, ya que no tenemos que mezclar prendas ni estampados, y lo veo perfecto para llevar con botines estilo cowboy. 

  • Brillos o lentejuelas: no sólo lo vamos a ver en outfits más festivos o de celebraciones especiales, sino que lo veremos para cualquier ocasión, o al menos esa es la idea que nos proponen; siempre dependerá de la prenda que queramos llevar, porque un vestido entero de lentejuelas no es apto para todos los días, en cambio un jersey como el que os enseño sí que es más fácil de combinar, ya que podríamos usarlo tanto con vaqueros y zapatillas, como con una mini de cuero y sandalias negras como os muestro hoy. Y repito el mismo truco que ya os he dicho, combinarlo con una prenda de color neutro, ¡siempre acertarás!. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.